Ideales perdidos… ¿o que han cambiado?

Si pudiera, traduciría TODO lo que leo de Charlotte Mason, pero no puedo. Al menos os dejo con estos fragmentos de mi lectura de School Education.

Dynamic Relations. – But we have not yet done with his relations with mother earth. There are, what I may call, dynamic relations to be established. He must stand and walk and run and jump with ease and grace. He must skate and swim and ride and drive, dance and row and sail a boat. He should be able to make free with his mother earth and to do whatever the principle of gravitation will allow. This is an elemental relationship for the lack of which nothing compensates.

Relaciones dinámicas. – Pero no hemos terminado con sus relaciones con la naturaleza. Hay lo que llamaríamos relaciones dinámicas que deben establecerse. El niño debe estar de pie y caminar y correr y saltar con facilidad y grácilmente. Deberá patinar, nadar, cabalgar y conducir, bailar y remar y pilotar un barco. Deberá ser capaz de sentirse libre en la naturaleza (ella la llama madre tierra) y hacer lo que quiera que la gravedad le permita. Esta relación es elemental y no hay nada que pueda compensar su carencia.


Power over Material – Another elemental relationship, which every child should be taught and encouraged to set up, is that of power over material. Every child makes sands castles, mud-pies, paper boats, and he or she should go on to work in clay, wood, brass, iron, leather, dress-stuffs, food-stuffs, furnishing-stuffs. He should be able to make with his hands and should take delight in making.

Manejo de los elementos. – Otra relación elemental que todo niño debería aprender y animarse a establecer es la del manejo o contacto con los elementos. Todo niño hace castillos de arena, pasteles de barro, barcos de papel, y él o ella debería continuar trabajando la arcilla, madera, bronce, hierro, cuero, cosas de ropa y comida y muebles. Debería ser capaz de crear con sus manos y debería sentir el gozo de crear con ellas.

Intimacy with Animals. Estar familiarizado con los animales. (Aquí sólo traduje el título porque lo dice todo).

Human Intelligence limited to Human Interests.- … there seems good reason to believe that the limit to human intelligence arises largely from the limit to human interests, that is, from the failure to establish personal relations on a wide scale with the persons who make up humanity, — relations of love, duty, responsibility, and, above all, of interest, living interest, with the near and the far-off, in time and in place.

La inteligencia humana limitada a los intereses humanos. –… parece que hay razones de peso para creer que el límite de la inteligencia humana surge sobre todo del límite de los intereses humanos, esto es, del fracaso a la hora de establecer relaciones personales en una amplia escala con las personas que componen la humanidad, — relaciones de amor, deber, responsabilidad, y sobre todas estas, de interés, interés despierto o vivo, con lo que está cerca y lejos en tiempo y espacio.

The Full Human Life. — I think we should have a great educational revolution once we ceased to regard ourselves as assortments of so-called faculties and realised ourselves as persons whose great business it is to get in touch with other persons of all sorts and conditions, of all countries and climes, of all times, past and present. History would become entrancing, literature, a magic mirror for the discovery of other minds, the study of sociology, a duty and a delight. We should tend to become responsive and wise, humble and reverent, recognising the duties and the joys of the full human life. We cannot, of course, overtake such a programme of work, but we can keep it in view; and, I suppose, every life is moulded upon its ideal. We talk of lost ideals, but perhaps they are not lost, only changed; when our ideal for ourselves and for our children becomes limited to prosperity and comfort, we get these, very likely, for ourselves and for them, but we get no more.

La vida humana plena. —
Creo que presenciaríamos una gran revolución educativa una vez que cesáramos de vernos a nosotros mismos como conglomerados de las llamadas facultades y que nos diéramos cuenta de que somos personas cuya gran empresa es establecer contacto con otras personas de todo tipo de condición, de todos los países y climas, de todos los tiempos, pasado y presente. La historia se volvería trepidante, la literatura un espejo mágico donde descubrir otras mentes, el estudio de la sociología un deber y un placer. Deberíamos tender a ser más receptivos y sabios, humildes y reverentes, reconociendo los deberes y placeres de una vida humana plena. No podemos, por supuesto, abordar tal programa de trabajo, pero lo podemos tener en mente; y supongo que cada vida está moldeada sobre su propio ideal. Hablamos de ideales perdidos pero quizá no se han perdido sino sólo hayan cambiado; cuando el ideal para nosotros mismos y nuestros hijos se limita a la prosperidad y comodidades, eso es lo que conseguimos, seguramente, para nosotros y para ellos, pero no conseguimos nada más.

La última frase me deja de una pieza. Que una persona del mil ochocientos y pico me diga que ha llegado a la conclusión de que el objetivo de cada persona no es adquirir facultades o destrezas, ni perseguir la prosperidad y comodidades en la vida, sino establecer vínculos con otras personas, no sólo las que nos rodean en vida sino aquellas del pasado cuyas ideas viven aun en libros que son nuestro legado.

Para mí este párrafo es un claro resumen de su filosofía de la vida y la educación. Por eso siempre digo que Charlotte Mason nunca vio la educación como un estímulo de capacidades y destrezas, ni con un fin pragmático (si bien alguien con este interés activo en las personas y diferentes disciplinas, como también dice en este capítulo, con seguridad sea capaz de superar exámenes cuando la ocasión lo requiera si no hay otra cosa que se lo impida en su persona). El fin de la educación es el desarrollo pleno de la persona.

Desde luego que mis ñoñerías petardas de si mi niña lee ya, o de si no lee todavía como otros de su edad, o de si hace tal o cual cosa o si no, probablemente le causarían tristeza y quizá me guiaría gentilmente a leer un poco más y abrir mi horizonte de relaciones y de ideales por mi bien y el de ellas. Ni siquiera los matemáticos consideran las matemáticas como algo inicialmente pragmático, son parte de un universo que los matemáticos de todos los tiempos van construyendo y suele ser el caso que, años después de un avance matemático, llega una repercusión útil a la humanidad, desde luego. Pero lo de aprender lo que NOS SIRVA, o se traduzca en comodidad y un trabajo fijo y retiro asegurado… qué límite más mezquino a nuestro desarrollo y el de nuestros hijos nos ponemos a veces, ¿no?

Volumen 3, páginas 79 – 83

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s