Nuestras vidas

Desde que comenzara el 2013, ha sido mi propósito con más intensidad, conectar con mis hijas, sobre todo con mi hija mayor, y de una vez por todas, llegar a un fluir de la vida (casa y homeschooling) armónico y agradable. No es que hasta la fecha hayamos estado tirándonos los platos a la cabeza tampoco, pero tenía bastante instrospección que hacer, más de la que pensaba. Y mucho que aprender de ambas.

Un día como hoy, tranquilo, cotidiano, es ahora algo bello y mágico para mí. Y no falla, es fijar mi mirada o atención en lo que no debo, y ese resquicio de duda, inseguridad, malestar, envidia, celos, y todo lo negativo, quieren volver a abrirse camino en mi sistema. Pero estoy fuerte y preparada. No dejo que esto ocurra. Al menos no tan fácilmente, ni tan frecuentemente.

A las niñas las regalaron ayer ropa y algunos juguetes olvidados o ni abiertos por una amiga mayor que ellas, y entre todo estaba este set de plastilina de dentistas, para hacer muelas y empastes, y estuvieron entretenidas con él esta mañana mientras hacíamos algunas lecturas.

Inspirada por Pilar y Zinnia, hace unas semanas le planteé a mi esposo si quería hacer algunas mates con las niñas, dado que a él le gustan, y por no ser siempre yo en todo como en la sopa. Y dicho y hecho, a las niñas les encanta que sea el padre quien les explique y les ponga ejercicios o problemitas en una hoja para que los resuelvan. Así ha estado la mayor practicando tablas y divisiones (sencillas), y la pequeña la hora. ¿Por qué esto?, no sé, porque es lo que a Steve le ha parecido bien que hagan, 🙂

También tengo ganas de nuevo de escribir y compartir así como Marvan, al menos una cosita al día, o casi… parar y pensar en lo que hicimos normalmente resulta en que ha ocurrido mucho más de lo que pensaba. Es un buen antídoto para mí, que tiendo a mirar lo que no cubrimos, lo que nos faltó, en vez de lanzar la mirada y atención como digo sobre todas las maravillas que nos rodean y que emanan de todos nosotros.

Gracias Señor por mi familia, por nuestra salud, por la posibilidad de vivir en compañía de nuestras hijas la mayor parte del día, todos los días del año. Bendición mayor en este mundo imperfecto no conozco.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Up ↑

%d bloggers like this: